«Darle vida a algo inanimado es un proceso casi mágico»

José Luis Lázaro, profesor en el Ciclo de Animación 3D, Juegos y Entornos Interactivos en el ISEP CEU CV nos habla de su pasión

206

Como alguien creativo, pasional y entusiasta. Así es como se define José Luis Lázaro, profesor en el Ciclo de Animación 3D, Juegos y Entornos Interactivos en el Instituto Superior de Estudios Profesionales CEU Comunidad Valenciana (ISEP CEU CV). “Imparto clases como soy fuera del aula y siento que esa es la mejor manera de transmitir conocimientos y sensaciones sobre la materia. Me encanta compartir aquello que me apasiona y tengo la suerte de haber hecho de eso mi profesión”

ANIMACION 3D

Pregunta. ¿Cómo son las clases del Ciclo de Animación 3D en el ISEP CEU CV?

Respuesta. Acudo dos días por semana a impartir clase al ISEP CEU CV y la verdad es que son intensos. Son más de 6 horas seguidas con los alumnos, lo que nos está permitiendo exprimirnos al máximo y conocernos. Además, las asignaturas de Animación y Diseño, Dibujo y Modelado, conllevan mucho trabajo tanto dentro como fuera del aula. Diseñar los ejercicios, ponerlos en práctica, ver cómo van tomando forma y corregirlos, nos permite ir descubriendo los mundos interiores de cada uno de los estudiantes. A veces, hasta te llevas alguna sorpresa interesante.

P. ¿Cómo es la docencia en un Ciclo que comienza su andadura?

R. Ciclo nuevo, centro nuevo, alumnos nuevos… Al igual que los estudiantes, nosotros, los profesores, tenemos que estar aprendiendo e innovando al vuelo. El feedback de tus alumnos es una herramienta fundamental para que el curso avance correctamente. Al final, como en casi todo, consiste en una sucesión de pruebas y errores de cuyos resultados aprendes y mejoras. Es muy interesante ir dando forma a una asignatura de la mano de tus alumnos.

“La animación 3D es pasión, pero también es constancia, dedicación y horas”

P. ¿Qué destacarías de la formación que reciben los alumnos en el ISEP CEU CV?

R. Es una formación muy práctica. Desde el primer día los alumnos ya están creando cosas. Comienzan con pequeñas prácticas básicas y, poco a poco, van aumentando su complejidad. De este modo ellos mismo son capaces de ver su propia evolución. Utilizan la mayoría de los programas que se utilizan en el sector profesional y prueban varias técnicas de animación, dibujo y modelado. Creo que es un sistema de formación muy completo acorde a las instalaciones y el equipo que se les proporciona.

P. ¿Crees que es importante formar a profesionales técnicos?

R. Como dicen “Aprendiz de mucho, maestro de nada”. Hoy en día la especialización técnica es vital. Sobre todo, en un sector como el del 3D y los videojuegos. Hay muchos puestos de trabajo puramente especializados en una tarea, función o técnica. En una producción 3D, por ejemplo, puedes encontrar a artistas que se encargan de diseñar los concepts de personajes, escenarios o props, por otro lado, a los modeladores que dan forma a esos diseños 2D, a los riggeadores que pondrán huesos y articulaciones a los modelos, a quienes se encargan de texturizarlos y añadirles prendas de ropa y pelo y, por último, a quienes los animen. Está claro que uno puede saber un poco de cada una de esas fases y procesos, pero hoy en día, en el sector laboral, se buscan perfiles técnicos profesionales.

P. Además de la docencia, ¿qué hace José Luis fuera del aula?

R. Estudié Comunicación Audiovisual en la CEU-UCH, después seguí formándome en varias facetas: postproducción, guión, dirección y, por supuesto, animación. Actualmente, además de la docencia, estoy trabajando para una productora cinematográfica de Madrid ultimando el guion de mi primer largometraje. Está siendo un proceso súper interesante y enriquecedor profesionalmente. Ahora solo queda cruzar los dedos.

“Es una formación muy práctica. Desde el primer día los alumnos ya están creando cosas”

P. ¿Qué es la Animación 3D para ti?

R. Pasión. Desde pequeño la animación ha formado parte de mi vida. Mis padres siempre me han dicho que la obsesión que tenía por las películas de dibujos animados no era normal. Comencé a dibujar haciendo cómics, luego empecé a trastear con el 3D Max gracias a mi profesor de tecnología en 3º de ESO y, al llegar a la facultad, me encargaba de hacer las cabeceras de nuestros programas de televisión con el Cinema 4D. Siempre autodidacta, siempre queriendo aprender más y, lo más difícil todavía, sin tutoriales de Youtube. Después llegó el After Effects y los efectos especiales y, de nuevo, la experimentación. La animación 3D es pasión, pero también es constancia, dedicación y horas… muchas horas. Hay personas que llevan toda la vida dedicándose a esto y siguen aprendiendo un poco más cada día. A mí me encanta ver los trabajos de artistas del medio, pensar cómo habrán hecho esas piezas e intentar reproducirlas, del mismo modo que me encanta ver cómo los alumnos van creando piezas cada vez mejores y experimentan como yo lo hacía a su edad.

P. ¿Qué parte es la que más te gusta?

R. La animación. Darle vida a algo inanimado es un proceso casi mágico (y muy laborioso). No se trata de conseguir que algo se mueva y ya está, sino de darle vida. Tenemos que conseguir que esa animación tenga ‘appeal’, encanto y, para ello, hay que dedicarle mucho tiempo al antes, al durante y al después. Lo bueno es que, al final, cada minuto invertido habrá valido la pena.

P. Para aquellos que desconocen la realidad de la animación 3D y su salida laboral. ¿Qué les dirías?

R. Actualmente es un sector que está en auge. La animación 3D no solo se emplea en los videojuegos (Valencia es la tercera ciudad de España en desarrollo de videojuegos), en películas y series. También está cada vez más presente en el ámbito arquitectónico, sanitario, publicitario, de creación de producto, industrial, artístico… Creo que a quiénes les apasione este oficio no tendrán problemas en encontrar proyectos (o incluso levantarlos) y hacerse un hueco en el sector laboral. Pero hay que tener en cuenta que esta no es una carrera de velocidad, sino de fondo, y solo aquellos que durante cada tramo del camino sigan experimentando y aprendiendo, llegarán a la meta deseada.

P. ¿Qué mensaje que te gustaría destacar?

R. Comenzar a estudiar este Ciclo Formativo de Grado Superior supone para muchos el pistoletazo de salida de una carrera que no tiene meta. Los programas, las técnicas y el arte están en constante evolución. Nunca dejan de aparecer novedades y hay que mantenerse al día. Debemos despertar nuestra curiosidad, debemos indagar, probar, descubrir y, sobre todo, equivocarnos. Solo de este modo seguiremos aprendiendo y creciendo como animadores, diseñadores… como artistas. Yo siempre animo a mis alumnos a no contentarse únicamente con lo impartido en clase y les reto a sorprenderme, a hacerme descubrir cosas que ni yo mismo sé y que, en definitiva, compartan lo mismo que yo intento compartir con ellos: su pasión

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here